Occidente ha pasado de las cartillas de racionamiento al despilfarro de los alimentos.
Más de un tercio de la comida que se produce en el mundo acaba en el cubo de la basura. Las consecuencias de este derroche no son anecdóticas, ya que afectan de forma directa a la malnutrición del Tercer Mundo –con el aumento de precios de los alimentos básicos- y al deterioro del medio ambiente, con la emisión del 20% de los gases invernadero por parte del sector alimenticio.
Los datos son contundentes. Estados Unidos y Europa tienen dos veces más comida de la necesaria para satisfacer las necesidades nutricionales de su población. De hecho, sólo con los 40 millones de toneladas de alimentos desechadas cada año en EE.UU –en Europa se tiran hasta 89 millones anuales- se podría alimentar a las cerca de 1.000 millones de personas hambrientas en todo el mundo.
“Se trata de una cuestión ética que durante muchos años se ha intentado tapar por parte de la industria alimenticia. La imagen de la comida arrojada en vertederos debería hacernos reflexionar a todos”, nos explica a ADN el investigador y activista Tristram Stuart, autor de Despilfarro, que culpabiliza a agricultores y multinacionales, y también a los consumidores: “Tenemos que comprar lo que comemos y comer lo que compramos. Tan sencillo como eso”. Las cadenas de supermercados rechazan el 30% de las frutas y verduras por simples cuestiones estéticas. “Si las manzanas no tienen la forma perfecta se tiran a la basura, aunque tengan exactamente el mismo sabor”, cuenta Stuart. El despilfarro también ha llegado al mar. Según las investigaciones de la Universidad de Sussex, en las aguas europeas se desecha casi la mitad de los peces capturados.
La fecha de caducidad de los productos tiene buena parte de culpa en el derroche. Según Stuart, “no es peligroso comer un alimento caducado, ya que las fechas puestas por las empresas sólo sirven para protegerse ante posibles litigios judiciales. Incluso se han convertido en una práctica herramienta de marketing”. Así, asegura que si el alimento está en buen estado, no deberíamos rechazarlo.



external image 0011296.jpg